Capillla del Monte: NO reducirán límite de construcción en montaña

Rechazan reducir el límite de construcción en la montaña en Capilla del Monte

El Concejo Deliberante rechazó la propuesta del Ejecutivo de bajar el tope edificable en el faldeo de las sierras. Eso hubiera impedido el avance de la construcción en 2.100 lotes.

 

Capilla del Monte. El Concejo Deliberante de esta ciudad del norte de Punilla dio fin a un debate legislativo que se extendió por más de un año y que generó cruces entre los ediles y el Ejecutivo municipal: el tratamiento de una nueva cota de construcción. El sábado decidió no reducir, como lo propuso el Ejecutivo, la altura edificable en las laderas de los cerros que rodean a la ciudad, lo que hubiera limitado la posibilidad de construir más.
Los ediles de todas las bancadas (siete concejales) resolvieron por unanimidad rechazar el proyecto presentado por el intendente radical Gustavo Sez, que proponía reducir la cota de construcción de 1.100 metros sobre el nivel del mar (msnm) a 1.050. El fundamento de la iniciativa fue que la edificación avanza sobre espacios naturales “afectando sensiblemente la biodiversidad y la disponibilidad de agua”, un tema latente ante la sensible disminución de las precipitaciones pluviales.
Si bien Sez apeló a múltiples recursos para fundamentar esta postura mediante estudios ambientales, los ediles cerraron filas y apuntaron a las consecuencias económicas.
Sez esgrimió estudios del Centro de Ecología y Recursos Naturales Renovables (Cernar) y del Instituto Superior de Estudios Ambientales, de la Universidad Nacional de Córdoba, que recomiendan no urbanizar sobre esos faldeos.
Por su parte, los ediles consideraron de alto riesgo las posibles demandas judiciales de los propietarios de inmuebles y lotes, que invirtieron con base en la ordenanza 1.772 de 2004.
El Concejo Deliberante capillense terminó resolviendo la total vigencia de la ordenanza 1.772, que dispone la cota de construcción en 1.100 msnm, y así rechazó de plano el proyecto del Ejecutivo municipal. Además, ratificó la facultad del Ejecutivo, en cuanto a construcciones se refiere, ajustándose en total concordancia con las leyes provinciales y nacionales en vigencia. Al no bajar el límite, podrían avanzar alrededor de 2.100 lotes.
Comisión vecinal. También los ediles dispusieron la creación de una comisión con inclusión vecinal, en relación con el crecimiento de la ciudad, de acuerdo con lo dispuesto por la ley nacional de ambiente, artículo 6.
“No conformamos una bancada radical ‘levantamanos’, debemos legislar respetando los derechos ambientales y privados por igual. No había garantías que nos aseguraran que no habría demandas millonarias por reclamos, el intendente no presentó un Código de Edificación que fuera aprobado, era un gran riesgo económico”, manifestó Gabriel Buffoni, presidente del Concejo Deliberante.
Y agregó: “Será muy importante la comisión creada, que estudiará la faz territorial y zonificación de la ciudad”.
Por su parte, el concejal Ángel Zanotti (Unión por Córdoba) dijo: “Más de un año con esto para lograr entender que la modificación era inviable, no se han tenido respuestas a las consecuencias jurídicas, que hubiera provocado tal medida sin expropiar debidamente, resarciendo a los propietarios afectados. Hemos actuado con la autonomía que nos corresponde: en todo este tiempo muchos tomaron esto como caballito de batalla para hacer política”.
El debate
A favor. Estudios del Centro de Ecología y Recursos Naturales Renovables (Cernar) y del Instituto de Estudios Ambientales (UNC) recomendaron no urbanizar los fildeos en debate.
En contra. Los ediles argumentaron que, de bajarse el límite, el municipio iba a enfrentar millonarias demandas inmobiliarias.

FUENTE Y FOTO: LA VOZ DEL INTERIOR



Share     Report     Print Article
0 comments